Paisaje humanizado
por la agricultura

 

GANDESA Y LA TERRA ALTA

La TERRA ALTA es una comarca protegida por el Puerto de Tortosa- Beseit, la Sierra de Pàndols y la Sierra de Cavalls, rodeada por el Ebro, el Algars y el Matarranya y atravesada por  el Canaletes. Como comarca eminentemente  MEDITERRANEA se manifiesta en ella con todo su esplendor la triple simbología del trigo, el olivo y la viña.

El CLIMA de la Terra Alta es mediterráneo con influencias continentales: otoños suaves, inviernos fríos, primaveres tardías y veranos calurosos y con dos vientos dominantes: el cierzo y la “garbinada”. El cierzo es un viento que viene de Aragón, seco y frío. La garbinada, que proviene del mar, es húmeda y fresca. Estos dos vientos nos ayudan a mantener la sanidad y la vitalidad de las plantas.

LA ALTITUD, que oscil·la entre los 350 y los 600 metros sobre el nivel del mar y la obertura de las tierras de cultivo hacen posible un elevado número de horas de insolación. El nivel de LLUVIAS, escaso, no supera los 450 litros por m2 y año.

Estas condiciones provocan un importante contraste térmico entre los días y las noches y favorecen una mejor  maduración de las uvas.

GANDESA Y LA TERRA ALTA


La TERRA ALTA es una comarca protegida por el Puerto de Tortosa- Beseit, la Sierra de Pàndols y la Sierra de Cavalls, rodeada por el Ebro, el Algars y el Matarranya y atravesada por  el Canaletes. Como comarca eminentemente  MEDITERRANEA se manifiesta en ella con todo su esplendor la triple simbología del trigo, el olivo y la viña.

El CLIMA de la Terra Alta es mediterráneo con influencias continentales: otoños suaves, inviernos fríos, primaveres tardías y veranos calurosos y con dos vientos dominantes: el cierzo y la “garbinada”. El cierzo es un viento que viene de Aragón, seco y frío. La garbinada, que proviene del mar, es húmeda y fresca. Estos dos vientos nos ayudan a mantener la sanidad y la vitalidad de las plantas.

LA ALTITUD, que oscil·la entre los 350 y los 600 metros sobre el nivel del mar y la obertura de las tierras de cultivo hacen posible un elevado número de horas de insolación. El nivel de LLUVIAS, escaso, no supera los 450 litros por m2 y año.

Estas condiciones provocan un importante contraste térmico entre los días y las noches y favorecen una mejor  maduración de las uvas.

Actualmente CULTIVAMOS 30 hectáreas de viña repartidas por el término municipal de GANDESA que se complementan con pequeñas parcelas de olivos, almendros y manchas de bosque.

La estructura de la propiedad agraria en la TERRA ALTA  está muy fragmentada y es típica la dispersión de las fincas por las diferentes partidas del término; por esta razón tenemos una gran diversidad de cultivos y existen zonas de bosque y monte bajo por todo el territorio. Este mosaico agrario, típicamente MEDITERRÁNEO, da forma al hermoso paisaje humanizado de secano, que tanta satisfacción nos da, y que al mismo tiempo favorece la biodiversidad, esencial para la vida de los ecosistemas.

 


Actualmente CULTIVAMOS 30 hectáreas de viña repartidas por el término municipal de GANDESA que se complementan con pequeñas parcelas de olivos, almendros y manchas de bosque.

La estructura de la propiedad agraria en la TERRA ALTA  está muy fragmentada y es típica la dispersión de las fincas por las diferentes partidas del término; por esta razón tenemos una gran diversidad de cultivos y existen zonas de bosque y monte bajo por todo el territorio. Este mosaico agrario, típicamente MEDITERRANEO, da forma al hermoso paisaje humanizado de secano, que tanta satisfacción nos da, y que al mismo tiempo favorece la biodiversidad, esencial para la vida de los ecosistemas.